4

Los beneficios de la meditación

Hoy os voy a exponer los beneficios de la meditación. Ya sé que no es la primera vez que os hablo de ello. Pero  tanto de la mano del yoga como por separado, tiene numerosos beneficios para nuestro organismo y nuestra mente. Hoy os voy a nombrar sólo alguno de ellos para poder más adelante ayudaros a ir descubriendo el resto.

beneficios de la meditacion

¿Verdad que damos por hecho que cuando una persona ha corrido una maratón su cuerpo inmediatamente después necesita descansar? Es algo que vemos muy lógico y no cuestionamos. Pues la meditación es ese mismo descanso pero para nuestra mente, pero ¿a que no sabes qué?. Es igual o mucho más importante que el descanso que le damos a nuestro cuerpo. No voy a decir que sea el único problema o motivo causante de enfermedades en nuestra sociedad. Pero sí que podemos decir que es uno de los principales. Estamos cansados de oír a los médicos culpar al estrés de muchas patologías. ¿Realmente le damos la importancia que debemos a reducirlo?. Quejarse o culpar al estrés de nuestros males es muy fácil. Así que lo que tenemos que intentar por todos los medios combatirlo o aunque sea reducirlo.

¿Cuáles son los beneficios de la meditación?

Conseguimos frenar el ritmo desenfrenado de nuestra mente para así permitirle ese descanso que necesita tanto para funcionar mejor.

Conectamos con nosotros mismos, con nuestros sentimientos y con el instinto que poco a poco vamos reprimiendo. Por nuestra educación o por la sociedad en la que vivimos, muchos de nosotros actuamos de igual forma ante determinadas situaciones. Esto es muy extraño puesto que cada uno de nosotros somos únicos. Por tanto deberíamos reaccionar de formas muy diferentes. Estamos acostumbrados a no mostrar o incluso retener algunas emociones.  Nos han enseñado que éstas son malas y resulta muy perjudicial para nosotros mismos. Las emociones están presentes y tenemos que aprender a identificarlas y gestionarlas, vivir con todas ellas de forma feliz. El simple hecho de intentar desconectar ese piloto automático nos va a permitir empezar a escuchar lo que hace tanto tempo estábamos tapando.

¿Cómo hacer la meditación sencilla para ti?

    • Lo más importante es evitar todo tipo de distracciones externas, ruido excesivo, aparatos electrónicos, frío o calor excesivos, etc… Utiliza ropa cómoda y adecuada a la temperatura, teniendo en cuenta que puede disminuir unos grados tu cuerpo al relajarse. También se recomienda estar sentado con tu espalda alineada, en sukasana o postura fácil ayudándote de un cojín o taco si te hace falta. Aunque puedes hacerlo en una silla, siempre teniendo muy presente la correcta alineación de tu columna. Lo que no se recomienda es hacerlo tumbado, puesto que corremos el riesgo de dormirnos.
    • Hay diferentes técnicas que puedes utilizar para meditar pero lo más sencillo es centrar tu atención en la respiración. Simplemente observarla e intentar que poco a poco se calmen los pensamientos de tu mente. Puedes utilizar alguna meditación guiada, aquí os dejo un vídeo de una meditación guiada, sencilla para que podáis practicar con ella.

Diferentes ejemplos para meditar:

  • Otra opción es sostener la atención en un objeto, una de las más utilizadas es la llama de una vela aunque hay muchas otras opciones.
  • Normalmente al final de una sesión de yoga es más fácil poder meditar o simplemente relajarte puesto que previamente has preparado la mente y el cuerpo con la conexión del principio de la clase. En primer lugar, intento dejar fuera de la clase todo lo que no sea mi cuerpo y mi respiración. Durante la clase sigo con el foco en mi respiración y concentrándome en mi cuerpo, en el movimiento y alineación de este con las asanas. Por todo ello estoy ya muy preparada tanto física como mentalmente para meditar.
  • Mi consejo siempre es empezar con pequeñas meditaciones al final de las clases de yoga. Una vez esto ya nos sea fácil continuar poco a poco de menos tiempo a más por las mañanas, justo al levantarnos es el mejor momento. Por la noche, justo antes de dormir, podría también ser un buen momento. Aunque si estamos empezando nos resultará un poco más complicado puesto que estaremos más saturados de todos los estímulos del día.

La mejor opción:

  • Nada más levantarnos de la cama podemos desperezarnos y comenzar en postura fácil, estableciendo una intención unos minutos, centrándonos únicamente en ella y en nuestra respiración (no en el día que tenemos por delante ni en todo lo que tenemos que hacer), seguir con un breve calentamiento y si queremos algunas series de saludos al sol y terminar con unos minutos en Savasana para poder justo después pasar a la meditación. Iremos progresivamente aumentando el tiempo aunque con hacerlo todos los días entre 5 minutos y 30 minutos notaremos ya muchos beneficios. Y te estarás preguntando cuanto es el tiempo indicado, esto va a variar en función de cada persona, de cómo se encuentre, si su nivel de estrés es muy elevado o no tanto y por supuesto de la disponibilidad de tiempo para ello.

Espero haberte ayudado a entender en que consiste y que beneficios te puede aportar la meditación. Sobre todo me gustaría haberte motivado a empezar a practicarla.

Namaste.

henar

Descubre el yoga y sus beneficios con este espacio en el que compartiré asanas, relajación, meditación y todo lo relacionado con esta disciplina milenaria.

4 comentarios

  1. Me encanta!!Ya sabes todo lo que me ayudo la meditación a relajarme y concentrarme. Impecable como siempre preciosa!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *